Del Celuloide al Cine Digital. Por Jorge Jacko. 2013
16 Ago
|
En Audiovisuales

 JORGE H. JACKO

@jorgejacko

Director Técnico Cinematografía Digital

 

Kodak, Empresa líder y pionera de la industria cinematográfica y de los procesos fotoquímicos desarrolla el sistema Cineon y ya para 1992 lanza KODAK CINESITE CENTER FILM DIGITAL, convirtiéndose esta organización la primera en incorporar la informática en el área de la postproducción usando el sistema Cineon, se crean los primeros Digitales Intermedios. Para el año 1993 CINESITE utiliza integralmente el sistema y restaura la película «Blanca Nieves y los siete Enanitos» siendo esta la primera película totalmente digitalizada, manipulada, registrada nuevamente en material fotoquímico y proyectada en sala comercial.

Podríamos afirmar entonces que este exitoso resultado dio inicio y forma al cambio irreversible del proceso cinematográfico convencional o sea DEL CELULOIDE a CINE DIGITAL.

En la actualidad cuando nos referimos a CINEMATOGRAFIA DIGITAL, lo que estamos haciendo es emplear tecnología digital e informática en todas sus formas en las diferentes fases del proceso cinematográfico desde el registro de la imagen, su manipulación, entrega, distribución y proyección al público. O sea hemos sustituido en todas sus formas el proceso fotoquímico al digital electrónico.

Algunos avances importantes se unieron para que estos cambios se fueran consolidando y es así que: la empresa Texas Instrument, para octubre de 1998, desarrolla la tecnología DLP (Digital Light Processing) para los proyectores digitales, y en su lanzamiento se exhibe «THE LAST BROADCAST», siendo esta la primera película filmada, editada y distribuida digitalmente.

Para comienzos del año 2001 existían ya a nivel mundial unas 31 salas de proyección digital. Otro hecho importante que acelera los cambios es que, en marzo del año 2002 los estudios más importantes FOX, MGM, PARAMOUNT, DISNEY, SONY, WARNER y UNIVERSAL fundan una organización que denominaron DCI (Digital Cinema Initiatives) básicamente dedicada para desarrollar un sistema de cine digital, cuyos resultados sean igual o mejores al convencional del 35mm. Se propusieron importantes normas sobre todo de calidad, estandarización, seguridad y precios para así aceptar tan drástico cambio de tecnología, o sea ya los grandes de la industria aceptaban el cambio tecnológico.

Otro aspecto que acelero el cambio fue que con el soporte de la Sociedad Americana de Directores de Fotografía, la DCI selecciona la compresión JPEG2000 como base o Standard de compresión para el cine digital.

Varias Empresas, DOLBY, DOREMI, TECHNICOLOR desarrollan y se dedican de lleno en la elaboración de los DCP (Digital Cinema Packege) que viene a ser la forma estándar sustitutiva de la copia convencional 35mm, este paquete debe ser «bajado» al servidor del proyector y desencriptado para su proyección pública. Para el 2005, China establece el sistema e-Cinema llamado «DMS» y en un principio se utilizó en más de 15000 salas.

A finales del 2012 más del 80% de las salas a nivel mundial se habían convertido a digitales y se espera que para el 2015, TODAS las salas serán digitales.

En el caso del cine venezolano el cambio ha sido lento, sin embargo y por razones obvias de mercado internacional (no habrá de copias 35mm. en celuloide) todo parece indicar que en un plazo no mayor a dos años nuestras salas todas serán digitales.

En cuanto a la producción, postproducción y distribución, las organizaciones oficiales y las empresas privadas han hecho grandes inversiones en tecnología de punta para estar a tono con la nueva tecnología, infinidad de equipos de rodaje y cámaras de última generación, casas de postproducción bien equipadas y sobre todo un personal técnico que se está capacitando y preparando para enfrentar nuevos retos y ser exitosos con la nueva tecnología.

Por lo tanto DEL CELULOIDE AL CINE DIGITAL EN VENEZUELA ES YA UNA REALIDAD.